La historia legendaria de la flotación americano Michael Phelps manifestó su desilusión frente a la posibilidad de que sus contrincantes hubieran desgastado substancias dopantes en los Juegos Olímpicos de Rio de Janeiro-2016.

27/02/2017 21:02h

EFE

0

Phelps, en un testimonio anónimo publicado precedentemente de su espíritu este martes en una audiencia en el congreso de Estados Unidos sobre el empleo de drogas en el deporte, afirmó que y sus compañeros de equipo se preguntaban si estaban compitiendo en igualdad de condiciones en Rio.

Rio además fue único debido al acrecentamiento de las preocupaciones por dopaje“, apuntó Phelps en su confesión.

“En el año anterior a los Juegos hubo desasosiego y creencia, firmé, así como otros atletas, una solicitud pidiendo que todos y cada uno de los atletas fuesen examinados en los meses anteriores a los Juegos“, anotó.

“Desgraciadamente, la indecisión se sostuvo inclusive mientras los Juegos y vi cómo eso afectó a mis compañeros de equipo y compañeros de concurso”, recordó Phelps.

El estelar buceador añadió que “todos sentimos la desilusión, que mina tanto la creencia y la confianza de los que trabajamos tan duro para prepararnos para los Juegos Olímpicos”.

Phelps, de 31 años, se retiró de la buceo tras Rio, sus quintos Juegos Olímpicos, ganando cinco medallas de dinero más para agigantar su marca de todos y cada uno de los tiempos a 23 preseas doradas.

La superestrella norteamericano afirmó que el presentimiento de que cierto contrincantes durante su carrera estaban engañando (dopados) le había irritado asiduamente.

“Durante mi carrera he previsto que alguien atletas estaban engañando (dopados) y en ciertos casos esas sospechas fueron confirmadas“, resaltó Phelps.

“Teniendo presente todas y cada una de las pruebas que y tantos otros hemos pasado, me declive comprender eso… No puedo describir apropiadamente lo frustrante que es ver a diferente deportista romper las barreras de desempeño en plazos corto realistas, sabiendo lo que debí pasar para hacerlo”, concluyó el tritón.

Un descomunal escándalo de dopaje sacudió al deporte ruso, que tuvo más de cien atletas suspendidos para el mayor imprevisto sport del planeta.

El llamado informe McLaren, publicado el 18 de julio de 2016 por la Delegación Internacional Antidopaje (AMA), descubrió un sistema de dopaje planeado por el Estado, que contaba con asistencia activa de los servicios secretos, a través de 2011 y 2015 en 30 disciplinas deportivas diferentes.

La Federación Cosmopolita de Flotación (FINA) dejó participar a 30 bañistas rusos de 37, y los jirón suspendidos por aparecer en el informe McLaren pudieron participar detrás obtener el visto bueno del Corte Arbitrario del Deporte (TAS).

La bañista rusa Yuliya Efimova, por poner un ejemplo, excluida en un primer instante, por último fue autorizada a participar, consiguiendo la medalla de riqueza en los 100 y 200 metros braza.

Dejar respuesta